La historia de Karen: Una actitud positiva marca la diferencia

Karen relajándose en el patio de su casa

Karen relajándose en el patio de su casa

Después de revisar mi ecocardiograma en octubre del 2011, el cardiólogo consideró que era el momento de considerar el reemplazo de la válvula aórtica. No podía contener las lágrimas. Tenía más de 80 años y estaba ansiosa por ese procedimiento.

Me reuní con un cirujano cardíaco que me recomendó mi cardiólogo, pero me animaron a buscar una segunda opinión. Fue un buen consejo. Y fue a ese al que elegí.

Fue muy minucioso al explicar exactamente lo que haría para reemplazar la válvula aórtica. Sí, había operado a pacientes de más de 80 años.

Hacía una pequeña incisión a la altura del esternón. ¿Que si prefería una válvula de cerdo o de vaca? Esa decisión la dejé en sus manos. Había leído que si eliges una válvula mecánica, probablemente vas a tener que tomar un anticoagulante el resto de tu vida. Y, con la válvula de tejido animal, podrías sobrevivir al menos diez años.

Estuve en el hospital solo cuatro días con mi nueva válvula de vaca.

La recuperación fue bien. Mi hijo voló hasta la ciudad para estar conmigo durante y después de la cirugía. Fue muy reconfortante.

Mi cuidador se quedó conmigo durante tres semanas. Luego, mis hijos se turnaron para venir a la ciudad para estar conmigo. Contar con el apoyo de familiares y amigos fue de gran ayuda durante la recuperación.

Luego llegó el momento de la rehabilitación cardíaca. Sigue siendo mi gimnasio. El ejercicio es muy importante. El personal me monitorea antes y después del ejercicio, y me recomienda qué equipo es el más adecuado para mí.

He seguido viajando y disfrutando de la vida. Tengo una actitud positiva y sentido del humor, y me siento agradecida cada día. ¿Qué más se puede pedir a los 88 años?

Más información:


Obtenga ayuda. U ofrézcala. Establezca una conexión. De por vida.

¿Se está enfrentando a una cardiopatía o un derrame cerebral, o cuida de alguien que lo está haciendo? Reciba ánimo y ofrezca consejos durante los tiempos difíciles. Visite nuestra red de apoyo.

grupo de amigos mayores

Ver, aprender y vivir

Vea su sistema cardiovascular en acción con nuestro sistema interactivo de ilustraciones y animaciones